seguro de salud

Los conceptos más importantes antes de contratar tu seguro médico.

Existen muchas ventajas de contar con un seguro médico como: elegir al profesional que prefiramos, pruebas y diagnósticos mas rápidos, menos listas de esperas, flexibilidad horaria para elegir tus citas, acceso a habitaciones individuales en caso de hospitalización, etc. Pero antes de lanzarnos a contratar nuestro seguro médico debemos tener claro algunos conceptos.

Y es que, las coberturas de los seguros médicos están compuestos por una serie de características que debemos tener en cuenta, de forma que conozcamos mejor el producto que vamos a contratar y así decantarnos por una u otra opción.

El cuestionario de salud

Todas las compañías de seguro te pedirán que realices un cuestionario antes de contratar la póliza de salud. Se trata de un documento en el que tendremos que incluir todos los datos relativos a nuestra salud para que la aseguradora pueda tener conocimiento de ellos y establezca así el nivel de riesgo. Este cuestionario también puede hacerse por vía telefónica y preguntaran a cerca de las enfermedades crónicas o preexistentes que se tengan o hayan tenido.

Copagos

En las pólizas de seguro de salud con copago el usuario, además de pagar una prima fija por su seguro de Salud, también pagará una parte del servicio médico cada vez que haga uso de él.

Existen pólizas con un límite de copago anual (recomendable si usas solo tu seguro de forma esporádica) así como otras sin copagos que es la opción más indicada en caso de hacer un uso regular de nuestro seguro médico.

Carencias

Los periodos de carencia se refieren al tiempo que tiene que pasar desde que contratas el seguro medico y hasta que puedes empezar a hacer uso de sus coberturas. Este plazo viene establecido por cada aseguradora, pero lo cierto es que suelen ser muy similares en todas siendo lo habitual un tiempo de carencia de entre 6 a 8 meses.



Compara tu seguro médico

Antes de contratar tu seguro medico lo ideal es comparar precios y sobre todo, asesorarte y elegir las condiciones que mejor se adapten a tus necesidades, tanto a nivel de coberturas como de copagos.