seguro para vivienda de alquiler

Los animales ya son considerados por ley un miembro más de la familia

Los animales ya son considerados como parte de la familia desde el pasado miércoles 5 de enero con la entrada en vigor de la proposición de Ley que modifica al mismo tiempo el Código Civil, la Ley Hipotecaria y la Ley de Enjuiciamiento Civil en lo relativo al régimen jurídico de los animales.

La ley española por tanto ha dejado de considerar a los animales como «cosas», para que pasen a ser considerados como seres vivos dotados de sensibilidad, y se tendrán en cuenta como un miembro más de la familia a nivel legal. Esta modificación conlleva importantes cambios en la defensa de los derechos de los animales: como la a creación de un DNI Animal que será obligatorio para perros y gatos. Pero, ¿tengo derecho a vivir con mi perro o gato en un piso de alquiler?

Una buenísima noticia muy bien acogida por todos pero que, al mismo tiempo, ha incorporado en el debate público un rumor sobre la posibilidad o no de prohibir introducir animales domésticos en una vivienda arrendada. De hecho se ha promulgado bastante en redes sociales que la nueva reforma niega a los propietarios su derecho a prohibir el acceso de mascotas a sus viviendas arrendadas, pero ¿esto es verdad? ¿podría tu casero prohibirte vivir con tu mascota en un piso de alquiler? El punto 4.2 de la Ley de Arrendamientos Urbanos (LAU) detalla que «los arrendamientos de vivienda se regirán por los pactos, cláusulas y condiciones determinados por la voluntad de los implicados».

Es decir, la reforma legal en vigor desde el 5 de enero no hace ninguna referencia a la situación de los animales dentro de los contratos de alquiler y tampoco aclara hasta qué punto un casero se puede negar a permitir el paso de mascotas a su vivienda arrendada. Por tanto, y según la ley, la posibilidad de introducir animales domésticos en la vivienda alquilada quedaría sujeta al acuerdo entre arrendador y arrendatario y en este sentido, seguirá habiendo libertad contractual, siendo los propietarios libres de introducir las estipulaciones que entiendan oportunas a la hora de alquilar sus viviendas.


Artículos relacionados de interés:
Seguro de mascotas
Seguro de hogar para pisos de alquiler